martes, 31 de agosto de 2010

Cataluña modifica el Código de Consumo en atención al cliente y en plazos de reclamaciones

cataluña
El nuevo código de consumo que ha entrado en vigor en Cataluña introduce importantes novedades legislativas dentro del area de protección al consumidor y atención al cliente. Estas modificaciones son un avance importante para los consumidores en algunos casos y un verdadero despropósito en otros.

La primera novedad que se introduce para las empresas que operan en Cataluña es la prohibición de colocar teléfonos de atención al cliente que no sean gratuitos. Bastaría con teléfonos ordinarios o líneas 902 que no presenten una tarificación adcional pero al menos, quedan prohibidos los números de tarificación especial 80X tan usuales en aerolíneas low-cost y otro tìpo de empresas.

Esta restricción, se la van a saltar a la torera la mayoría de empresas, por más sanciones que le pongan. Por ejemplo, Vueling, aerolínea low-cost con sede en Barcelona, tiene un teléfono 807 para incidencias, cambios de vuelos, pérdidas de equipaje… Dudo que habiliten una línea sin tarificación especial para estos casos.

El segundo gran punto que se modifica es el derecho de los consumidores a ser atendidos oralmente y por escrito en catalán, y fija sanciones que pueden llegar, en los casos más graves, hasta un millón de euros. Este tipo de normas impiden la entrada en el mercado de operadores que no cuenten con catalanohablantes en sus plantillas y creo que va a traer más problemas que beneficios.

Como tercera gran modificación se fija una garantía mínima de 6 meses para todos los productos y servicios. Ojo, aquellos casos que se contemplen garantías superiores, se tomará la garantía superior. En esta línea, las facturas y tickets deben durar al menos el tiempo que dura la garantía. Con lo cual, las impresoras térmicas de tickets tienen los días contados.

Fuera del campo de las pymes, se fija por ley la imposibilidad de interrumpir el suministro de servicios básicos frente el impago de un recibo, como sucede ahora mismo con la mayoría de empresas de telecomunicaciones.

Las grandes empresas tendrán un plazo de seis meses para adaptarse a esta normativa y las pymes un año. Recomiendo una lectura profunda de la norma a todas las empresas radicadas en Cataluña o que tengan álgún centro de interés económico en la comunidad para adaptarse bien a esta norma.

Vía | Ahorro Diario, El Mundo
En Pymes y Autónomos | Cataluña quiere imponer una autarquía lingüistica cerrando la puerta a muchas empresas
Imagen | Horrapics









Americo, Enviado desde mi iPhone

No hay comentarios:

Publicar un comentario